Sexo, sexualidad y orgasmo


3579932542_9b4c8416cf_m

Sexo y sexualidad son dos conceptos diferentes.

El sexo es la sexuación del cuerpo humano en femenino o en masculino, el cual viene dado por la relación de factores biológicos, fisiológicos, psicológicos y sociales.

La sexualidad es un concepto distinto, una dimensión humana que representa todo nuestro ser y que por lo tanto se da en todas las áreas de nuestra vida y de algún modo la condicionan, es la capacidad de sentir el cuerpo sexuado y expresarse a través de él.


La sexualidad es:
• Una fuente de comunicación y placer
• Una forma de expresar la afectividad
• Una manera de descubrirse a sí mismo y al otro
• La satisfacción del deseo y del impulso sexual


Muchas personas asocian la palabra sexualidad a coito exclusivamente dejando fuera otras formas de expresión corporal como las nombradas anteriormente. Las relaciones sexuales son un modo más de expresar la sexualidad que pueden darse con personas del mismo o de distinto sexo. En ellas está presente todo el cuerpo, eso implica que podemos obtener placer a través de cualquiera de sus partes, desde la piel hasta los genitales.

 

Una de las maneras de obtener placer es alcanzando el orgasmo pero… ¿sabemos realmente como alcanzarlo y lo que es?

El orgasmo es una de las fases de la respuesta sexual humana. Existen muchos modelos que explican el funcionamiento de dicha respuesta entre ellos el de Ellis (1906), Kinsey (1953), Masters y Johnson (1966), Kaplan (1979)… Nos centraremos en el modelo de Masters y Jonhnson el cual consta de cuatro fases:


• Fase de excitación: es el comienzo de los cambios fisiológicos que en la mujer da lugar a la lubricación vaginal, la dilatación de los dos tercios superiores de la vagina, la elevación del cuello y del cuerpo del útero, el aumento del tamaño del clítoris y de los senos y el aislamiento y la elevación de los labios mayores. El cambio más importante en el varón es el aumento progresivo en el tamaño del pene hasta alcanzar la erección.


 Fase de meseta o mantenimiento: la tensión sexual continúa creciendo si se mantiene la estimulación sexual. En este momento, se produce una vasodilatación del tercio externo de la vagina para formar la plataforma orgásmica, el útero aumenta de tamaño, el clítoris se retira del interior, se oscurecen los labios menores y comienzan a producirse contracciones del recto.


 Fase del orgasmo: esta fase consiste en el punto culminante del placer sexual, con la descarga repentina e involuntaria de la tensión sexual: la plataforma orgásmica se contrae rítmicamente así como el esfínter anal y el útero.


 Fase de resolución: vuelta gradual del organismo al estado anterior a la excitación (supone una pérdida progresiva de la tensión sexual). Se produce una sensación de relajación muscular y de bienestar general. Durante esta fase, los varones no son capaces de alcanzar fisiológicamente otra erección ni orgasmo durante un período de tiempo variable. Por el contrario, las mujeres son capaces de responder a una estimulación posterior casi inmediatamente.


Una vez descrito el orgasmo como una fase más de la respuesta humana cabe aclarar una serie de ideas acerca del orgasmo:


• La sexualidad femenina es básicamente clitoral y no coital.
 El punto C. El clítoris es el principal centro de excitabilidad femenina y es el responsable del orgasmo, tanto en el coito como fuera de el.
• Para alcanzar el orgasmo es importante que conozcamos nuestro propio cuerpo a solas y descubrir realmente lo que nos gusta. La masturbación es importante a la hora de tener relaciones sexuales satisfactorias.
• El orgasmo es un fenómeno complejo, con múltiples componentes, tanto anátomo-fisiológicos, como emocionales y cognitivo-psicológicos.
• El orgasmo es el resultado de la evolución biológica de la especie humana.
• La aparición y consolidación del orgasmo femenino responde a una necesidad biológica y adaptativa o de supervivencia en la especie humana.
• Los componentes psicológicos juegan un importante papel en la percepción y evaluación del placer (orgasmo) en la actividad y las relaciones sexuales humanas.

 

Esperamos que les haya resultado interesante. Para cualquier duda o comentario, no duden en ponerse en contacto con nosotros.

 

Fuentes:

Carrobles, J.A., y  Almendros,C. Historia, metodología y procesos de investigación en sexología.  

Crooks,R. y Baur,K.(2000) Nuestra sexualidad. Séptima edición.International Thomson Editores.

Matheu,M. L. y Santamaría, F. C.(2007) Introducción a la sexología clínica. Editorial: Elsevier España, S.A.

Ministerio de Educación, Cultura y DeporteInstituto Nacional de Tecnologías Educativas y de Formación del Profesorado. Coeducación: dos sexos en un solo mundo

 

 

Escrito por raquel.delaorden